Alteraciones sensoriales en el autismo

Es importante comprender estas condiciones para tratar a estas personas.

0
63

Las personas con autismo no sienten de la misma forma que tú y yo. El trastorno del espectro autista (TEA) normalmente viene acompañado de una alteración en los sentidos, es decir, su cerebro no procesa la visión, oido, tacto, gusto y olfato de manera normal, pueden ser muy sensibles o lo contrario. Incluso pueden interpretar la gravedad de forma diferente.

Este es un relato de una persona con autismo que habla de sus sentidos:

Mi percepción sensorial está desorientada. Esto significa que vistas, sonidos, olores, sabores y el tacto de cosas que ni siquiera te das cuenta, para mí pueden ser dolorosas. El ambiente en el que vivo se puede sentir peligroso. Puedo parecer retraído o combativo pero en realidad solo me trato de defender. Así es como vivo un infierno en una simple visita al supermercado:

Mi oido es muy sensible, docenas de personas están hablando al mismo tiempo. La bocina se oye fuerte cuando informan de una especial. La música está tocando en el fondo. Las cajas registradoras constantemente pitan, una cafetera está moliendo café. El cortador de carne se oye como sierra, un bebé balbucea, los carritos rechinan de sus llantas, la luz fluorecente zumba. Mi cerebro no puede filtrar todas las entradas, ¡estoy sutarado!

Mi sentido del olfato es también sensible. El pescado no está tan fresco, el tipo de a un lado no se bañó ahora, hay salchichas de muestra, el bebé de enfrente ya le hace falta cambio de pañal, están trapeando una jarra de pepinillos con amoniaco en el pasillo 3, no puedo con tanto, me siento mareado.

Ya que mi orientación es hacia lo visual, esto puede hacer que me sobreestimule. Las luces fluorecentes me encandilen, hay mucha luz me pulsa todo y me duelen los ojos. Esto también hace que se vea todo distorcionado y modifica el sentido del espacio. No ayuda que hay muchas cosas, muchos colores, no puedo enfocar. Ayuda que mi visión es de tunel, pero el movimiento de las aspas de los ventiladores y el movimiento de las personas me siguen desorientando, ahora no puedo sentir mi cuerpo en el espacio.

Tomado del artículo “What every child with autism wishes you knew” (Lo que cada niño con autismo le gustaría que supieras).

Esta alteraciones en los sentidos tienen que ver con las conexiones en el cerebro, si lo vemos como carreteras, las personas con autismo las tienen o con mucho tráfico o demasiado rápidas. Esto también influye mucho en la forma que se comunican o que aprenden, imagínate sentir que agarras un cuchillo filoso cada vez que tomas un lápiz o que cuando te hablen se oiga como las ardillitas o como si hablara una ballena.

Es importante comprender estas condiciones para tratar a estas personas. Simplemente el mundo no está preparado para ellos, quizás tienen superpoderes que no se adaptan a la realidad que tenemos.

Lee más artículos en mi blog Aventuras en Pantalones.

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here