Sancionarán la violencia digital y mediática en México

Escrito por Anayeli García Martínez | Cimac | En el documento aprobado se considera que la violencia digital es otra forma de despojo de la autonomía de las mujeres y del control de sus cuerpos

123
CIMACFoto: César Martínez López

El Senado aprobó reformar la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia y el Código Penal Federal para incluir los conceptos de “violencia digital” y “violencia mediática” y sancionar con penas de tres a seis años de prisión y una multa de 500 a mil Unidades de Medida y Actualización a quienes comentan estas conductas.

A casi un año desde que la Cámara de Diputados aprobó la reforma en la materia, conocida como “Ley Olimpia”, las y los senadores aprobaron por unanimidad, con 87 votos a favor, tipificar y sancionar el acoso, hostigamiento y difusión de contenido sexual en plataformas de Internet o redes sociales, así como las agresiones en contra de las mujeres en medios de comunicación.

En la sesión de este jueves 5 de noviembre, la senadora de Morena y presidenta de la Comisión para la Igualdad de Género, Martha Lucía Micher Camarena, expuso desde tribuna que en la Cámara alta se hicieron cambios a la minuta planteada por la Cámara de Diputados para incorporar la violencia que se ejerce a través de los medios de comunicación y sancionarla con cárcel.

El 26 de noviembre de 2019 las y los diputados reformaron la Ley General de Acceso para definir la violencia digital. Ahora el Senado cambió esta definición con el propósito de dejar claro que se trata de la difusión de textos, fotografías y videos de contenido sexual sin consentimiento de las personas afectadas.

En el dictamen aprobado por el Senado se agregó la definición de violencia mediática como “todo acto a través de cualquier medio de comunicación, que de manera directa o indirecta promueva estereotipos sexistas, haga apología de la violencia contra las mujeres y las niñas, produzca o permita la producción y difusión de discurso de odio sexista, discriminación de género o desigualdad entre mujeres y hombres, que cause daño a las mujeres y niñas de tipo psicológico, sexual, físico, económico, patrimonial o feminicida”.

De acuerdo con la reforma, la violencia mediática se ejerce por cualquier persona física o moral que utilice un medio de comunicación para producir y difundir contenidos que atentan contra la autoestima, salud, integridad, libertad y seguridad de las mujeres y niñas, que impide su desarrollo y que atenta contra la igualdad.

En la reforma a la Ley General de Acceso también se estableció que la o el Ministerio Público, la Jueza o Juez, podrá ordenar a las empresas de plataformas digitales, de medios de comunicación, redes sociales o páginas electrónicas, personas físicas o morales, interrumpir, bloquear, destruir o eliminar imágenes, audios, o vídeos relacionados con la investigación por violencia.

Esta violencia se castigará con cárcel. Una vez que la Cámara de Diputados ratifique la reforma, el Código Penal Federal indicará que quien cometa el delito de violación a la intimidad sexual, divulgue, comparta, distribuya o publique imágenes, videos o audios de contenido sexual de una persona que tenga la mayoría de edad o sin su consentimiento, podrá ser sancionado con tres a seis años de prisión. Esta pena aumentará si el responsable del delito es cónyuge, concubino o concubina de la víctima y si es servidor público en ejercicio de sus funciones.

En el documento aprobado se considera que la violencia digital es otra forma de despojo de la autonomía de las mujeres y del control de sus cuerpos, que en algunos casos se conecta directamente con otras formas de violencia, como el feminicidio o las agresiones sexuales.

El dictamen retomó los planteamientos de la defensora Olimpia Coral Melo, víctima de violencia digital y quien desde 2014 ha promovido reformas de leyes de los estados. Hasta el momento 23 entidades han aprobado normas en este sentido. Además se tomó en cuenta la investigación de la académica Aimée Vega Montiel sobre violencia en medios de comunicación, entre otros aportes.

20/AGM/LGL