Auditarán fideicomisos y denunciarán ante la FGR por corrupción

El Presidente subrayó la importancia de transparentar el uso y destino de recursos públicos. Aseguró que no faltará el apoyo a auténticos deportistas, investigadores, escritores, artistas y creadores.

107

Tras la aprobación en el Senado de la República de la extinción de 109 fideicomisos, el presidente Andrés Manuel López Obrador anunció que la Consejería Jurídica del Ejecutivo Federal iniciará una amplia auditoría financiera, administrativa y técnica de los fondos y fideicomisos.

“Vamos a procurar tener toda esta información a más tardar en tres meses y vamos a estar informando a los mexicanos caso por caso”, remarcó.

Adelantó que en caso de hallar evidencias de corrupción y mal manejo de recursos se presentarán denuncias penales en la Fiscalía General de la República.

En conferencia de prensa matutina el mandatario encabezó la presentación de un panorama general de los fideicomisos y con algunos ejemplos de cómo se utilizaban en administraciones pasadas.

Subrayó la importancia de transparentar el uso y destino de recursos públicos. Aseguró que no faltará el apoyo a auténticos deportistas, investigadores, escritores, artistas y creadores.

“Todos los que medraban con estos fideicomisos no van a tener el manejo de estos recursos y todo lo que ahorremos de estos recursos se va a destinar al bienestar del pueblo”, aseveró.

El titular de la Unidad de Inversiones de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), Jorge Nuño Lara, informó que había 191 fideicomisos, de los cuales solo 109 fueron creados por ley.

Explicó que aún extinguiéndolos sus funciones continuarán con cargo al presupuesto, de manera que los verdaderos fideicomisarios recibirán los beneficios que estaban programados.

La directora general del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), María Elena Álvarez-Buylla Roces, destacó que de 2013 a 2018 se realizaron a través de dicha dependencia transferencias millonarias al sector privado.

En el sexenio pasado el 44 por ciento de todos los recursos gestionados desde Conacyt para el desarrollo científico, tecnológico y de innovación se destinaron a empresas.

A través de los fideicomisos se transfirieron más de 15 mil millones de pesos y a través del Programa de Estímulos a la Innovación, más de 26 mil millones de pesos. En total, Conacyt transfirió a la iniciativa privada 41 mil 624 millones de pesos.

Entre los beneficiarios privados figuran IBM, Monsanto, Bayer, Kimberly Clark, Volkswagen y Mabe.

“Este conjunto, a manera de ejemplo, recibió un total de 891 millones de pesos de recursos públicos so pretexto y digo so pretexto porque el análisis que hemos hecho cuesta trabajo justificar este recurso público en términos científicos reales”, comentó.

La directora del Conacyt agregó que se detectaron 46 obras inconclusas distribuidas en diferentes estados de la República sin equipamiento y que representan espacios subutilizados, cuya inversión suma 783 millones 708 mil pesos.

Resaltó que la administración de fideicomisos significó un costo de más de 500 millones de pesos.

El director general de Canal 11, José Antonio Álvarez Lima, expuso las irregularidades en el fideicomiso Programa de Escuelas de Excelencia para Abatir el Rezago Educativo, que consistió en la compra e instalación de bebederos.

Ejercieron 2 mil 031 millones de pesos de recursos fiscales y solo se instalaron 20 mil 543 de los 31 mil bebederos proyectados. Hoy solo funcionan 10 mil 900. Nunca fueron instalados 10 mil 500 y ahora hay 9 mil 600 bebederos inservibles.

Cada bebedero costó 153 mil 900 pesos y se compraron sin estudios de mercado, ni análisis de experiencias internacionales similares.

El director general de Radio, Televisión y Cinematografía de la Secretaría de Gobernación (Segob), Rodolfo González Valderrama, dio a conocer el caso de donación de recursos públicos federales a fundaciones privadas norteamericanas.

Detalló que, por ejemplo, la Secretaría de Relaciones Exteriores brindaba apoyos en viáticos y traslados a los dirigentes de las fundaciones, los cuales se hacían “por instrucciones superiores” de extitulares de esa dependencia.

De acuerdo con el informe de auditoría especial y cumplimiento financiero publicado por la Auditoría Superior de la Federación en febrero de 2020, en materia de fiscalización de fideicomisos, mandatos y análogos se encontró:

  • Falta de elaboración de estudios de mercado en los procedimientos de adjudicación directa en los contratos de obra y servicios.
  • Falta de entregables por parte de los proveedores que ampare el cumplimiento de las obligaciones del contrato.
  • En las bitácoras de obra no se registraron actividades que evidencien que se dio seguimiento a la ejecución de los trabajos.
  • Deficiencia en la elaboración de los términos de referencia, formalización extemporánea de convenios modificatorios y falta de formalización de las actas de finiquito.
  • Deficiente planeación y programación e incumplimiento de los objetivos de los proyectos.

Sobre ese documento, el jefe del Ejecutivo sostuvo que se trata de un informe extenso sobre el mal manejo de los fideicomisos.

Afirmó que lo expuesto este día “es apenas el prólogo, la introducción. Vamos a profundizar porque es una muestra de la corrupción que imperó durante mucho tiempo y esto explica el por qué de este movimiento en contra de la decisión que tomamos de cancelar los fideicomisos y los fondos”.

El presidente agradeció a legisladoras y legisladores de las cámaras de Senadores y de Diputados la aprobación a la supresión de estos instrumentos.