Amor, humanismo y dirección, claves para alcanzar la inclusión: Santos Arroyo

Jalisco será la sede Congreso Nacional de Personas con Talla Baja en 2020

0
600
En la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Sinaloa

Avanzar hacia la inclusión en México, es un asunto que debe ser de competencia general y más cuando se busca la igualdad en derechos para personas con discapacidad y en cualquier escenario en el que al tiempo deba quedar libre de discriminación.

Luego de la realización en noviembre pasado del octavo Congreso de Personas con Talla Baja en Tepic, Nayarit, quedó demostrada la unidad progresiva que se ha dado en torno a mujeres y hombres con trastornos de talla a nivel nacional a través de la participación creciente de grupos y asociaciones en diversas partes del país encabezadas por Martha Elena Santos Arroyo, Presidenta del Consejo Nacional Gente Pequeña México.

El evento al que acudieron especialistas del sector salud, conocedores de políticas públicas y defensores sociales, así como familias de diferentes lugares del territorio mexicano, se convirtió en una esperanza sólida para alcanzar un mejor estado de bienestar fundamentado en Derechos Humanos, al ser ya una plataforma en la que no solo se evalúan avances legislativos, sino que se plantean propuestas y acciones de participación ciudadana por el bien común, pero tomando en cuenta la amplia heterogeneidad de la sociedad.

La activista, quien terminará su gestión en 2020, mencionó en entrevista con CiudadTijuana, que para lograr los cambios es muy importante el compromiso de la gente, así como el hacer las cosas con honestidad y sinceridad, pero subrayó, que el tener claro el rumbo o ruta a seguir y saber a dónde llegar, es igual de valioso para cumplir con los objetivos de vida niñas, niños, adolescentes, jóvenes y población adulta de talla baja.

Nunca debemos separar la humanidad del tema profesional, esto tiene un mayor impacto. Definitivamente lo que se hace con amor pero sin una dirección, nos cuesta más trabajo, pero también aquello que se hace con dirección, pero deshumanizado, tampoco tiene el mismo impacto”, expresó Santos Arroyo.

A unos meses de concluir su periodo al frente de este organismo ciudadano -fortalecido mucho más desde que asumió su función en 2018-, el tema de las personas con talla baja ya es un tópico de interés multisectorial y que de manera gradual se ha visibilizado en medios de comunicación, foros y hasta en la agenda política.

Si bien falta mucho por lograr, en particular lo que se refiere a la armonización en leyes y reglamentos, ya son 24 entidades federativas las que se han unido al Consejo Nacional mediante asociaciones y comisiones representativas, como el caso del Grupo Talla Baja Región Baja California, encabezado por Irene Sánchez y que recién se formó en agosto de 2019.

Será en abril próximo cuando se dé paso al cambio de mesa directiva y el equipo que resulte elegido tendrá entonces la estafeta en cuanto a la planeación del IX Congreso Nacional de Personas con Talla Baja en 2020, cuya sede será Jalisco. Mientras tanto, Martha Elena Santos Arroyo puntualiza que continuará de manera decidida con las gestiones correspondientes encaminadas a lograr una verdadera autonomía, empoderamiento y reconocimiento de toda prerrogativa en beneficio de las personas con talla baja y así dar un paso multitudinario hacia la inclusión en todas sus formas.

En la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Sinaloa
Martha Elena Santos Arroyo en visita con Raquel Gutiérrez, integrante de Gente Pequeña de Sinaloa al H. Congreso del Estado de Sinaloa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here