Marchan trabajadores sindicalizados contra la expropiación del Club Campestre

· Aseguran que son más de 800 familias las que dependen de las actividades de este recinto que tiene más de 70 años en la ciudad.

17

Decenas de trabajadores se manifestaron este lunes en contra de la expropiación del Club Campestre de Tijuana, en donde exigieron al gobierno del estado considerar a las más de 800 familias que dependen económicamente de este recinto.

 En entrevista con Filemón Lomelí Salmerón, Secretario General del Sindicato de Cantinas, Hoteles y Restaurantes FROC, CROC, señaló que la principal premisa es que el gobierno de Baja California desista de su intención de expropiar las instalaciones de este club deportivo, considerado parte de la historia de Tijuana.

 “Son 247 personas que laboran ahí, pero son más de 800 familias las que dependen de los ingresos que provienen del Club Campestre, tanto directa como indirectamente, y en esa afectación no se ha detenido a pensar el gobierno del estado”, afirmó.

 Estas plazas laborales van desde meseros, cantineros, jardineros, cocineros, mantenimiento, proveedores, empleados temporales en el campo de golf, entre muchos otros, quienes perciben su salario producto de las actividades de este club que tiene más de 70 años en la ciudad.

 De ahí que este lunes han salido a manifestarse tanto afiliados del Sindicato de Cantinas, Hoteles y Restaurantes FROC, CROC, como de otros sindicatos que se han solidarizado, entre estos la CTM y Sintoled.

 Por último, el Secretario General, Filemón Lomelí, advirtió que las manifestaciones continuarán tanto en Tijuana como en Mexicali, hasta que el gobierno estatal deje de violentar el derecho a la propiedad privada.