¿Una mujer derrotará a Trump en 2020?

Autoría: Leticia Puente Beresford, Cimacnoticias | Nueva York, EU

0
149
Trump
CIMACFoto: César Martínez López

La esperanza de que este país sea gobernado por una mujer continúa, está latente, pues ya está en puerta el 2020 y Elizabeth Warren ya está en campaña.

Venimos de una elección presidencial en donde Hillary Clinton, pese a que perdió ante Donald Trump, obtuvo el mayor número de votos ciudadanos, y de unas elecciones intermedias en noviembre pasado en donde las mujeres avanzaron extraordinariamente, tanto en el Poder Legislativo como en los estados, por lo que se vislumbran posibilidades de que ellas sigan abriendo ventanas.

Para 2020 serán más las mujeres que se anotarán en la lista, aunque persiste el temor de que aunque haya una candidata a la Casa Blanca, los ciudadanos y ciudadanas de los Estados Unidos todavía no estén seguros de votar por una mujer.

Mientras tanto, todos los medios de comunicación ya entraron en el tema del futuro presidencial.

El pasado 5 de enero, “The New York Times”, publicó un extenso artículo sobre los demócratas y la tensión que viven, ante el rompecabezas que se les presenta para saber si una mujer derrotará al actual presidente.

El texto resalta lo importante que es que una mujer vuelva a intentar ganar la presidencia, siguiendo los pasos de Hillary, quien no sólo mostró una gran solidez y presencia, sino que se llevó tres millones de votos ciudadanos, superando a Trump.

La presidenta del Center for American Progress y consejera principal de política de Hillary Clinton, Neera Tanden, explicó a “The New York Times” que existe una gran tensión porque, “por un lado, las mujeres lideran la resistencia y se merecen una representación, pero por el otro existe un miedo de que la misoginia que golpeó a Clinton puede golpear a otra mujer”.

Por lo pronto, la veterana senadora demócrata por Massachusetts, Elizabeth Warren, ya inició su campaña para lograr la nominación. Nacida en Oklahoma en 1949, en un hogar de clase media, especialista en derecho y política estadounidense, ella parece ser la antítesis de Trump, con sus propuestas de salvar la democracia, salvar a la clase media, acabar con la corrupción y con la degradación del medio ambiente. Esto bajo la consigna de que hay que superar la actual situación pues “este sendero oscuro no tiene que ser nuestro camino”.

Otras de las aspirantes al boleto de la nominación presidencial por el lado demócrata son: las senadoras Kamala Harris, de California; Kirsten Gillibrand, de Nueva York, y Amy Klobuchar, de Minnesota.

La polémica hoy es particularmente relevante porque para el 2020 las primarias pueden ser también hechos sobresalientes, como lo fueron en 2008 y en el 2016, los años en que Hillary Clinton se convirtió en la primera mujer en la contienda primaria, hasta ser la candidata presidencial, destaca en The New York Times.

Las mujeres demócratas son las que más han avanzado en la lucha por puestos de elección popular, aunque sigue siendo más fácil que un candidato parezca más agradable  que una mujer, porque los políticos hombres aún no aceptan del todo que ellas avancen en posiciones de elección popular, dice el rotativo.

Sin embargo, la situación actual en el país puede influir para cambiar esa percepción al momento de las primarias, ya que los temas destacados, al igual que en la anterior elección, serán los de salud, educación, migración y salarios igualitarios. Temas que, por otro lado, adquieren mayor relevancia luego de vivir bajo el mandato de Trump.

Mientras tanto, las mujeres continúan sumándose a las contiendas con la esperanza de que, en un momento no muy lejano, sea elegida la primera presidenta de los Estados Unidos, porque ya es tiempo y porque hay que vencer la misoginia, hay que derrotar a Trump.

19/LPB

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here