El gas natural y la geotermia en el Golfo de California

Autoría: Antonio Gershenson

0
102

El primer caso importante que conocí de geotermia fue entre la Península de Baja California y la del Ángel de la Guarda, en los canales Salsipuedes Sur y Norte. Entre ellos, se ha observado intensa actividad magmática. Esos canales tienen 220 kilómetros de largo.

En estos canales y los de Wagner, de la misma región, se han encontrado los que “…podrían ser de 100 a 500 veces más grandes de la energía termal contenida en el campo geotérmico que de Cerro Prieto (Fuente: Geotermia, Vol. 17, No. 1 julio-diciembre de 2004)”. Cerro Prieto es el mayor campo que se ha explotado en México.

Además, en esas y otras zonas se ha localizado gas natural, pero no se ha desarrollado. Hay que señalar que se importan grandes cantidades de gas del norte, de Estados Unidos.

La producción de gas natural de Estados Unidos es muy alta. Con la nuestra lo que pasa es que ha producido poco, y ya no se sigue buscando como tal. Actualmente, lo que viene junto con el crudo, es lo único que se aprovecha.

En el sexenio pasado se inició un concurso de una línea de electricidad entre Cucapah (en Baja California, cerca de Mexicali) y Seri, Sonora. Que costaría un dineral y por un tiempo prolongado. El actual gobierno lo canceló antes de que se consumara.

En el trabajo, en Baja California podría ser investigación paralela por gas natural y geotermia. Y ya la solución de fondo sería continuar la compra de energía al país del norte, como venía sucediendo con los sexenios anteriores. Sólo que intensificando, cada vez más la extracción nacional, y con tecnología más limpia.

La solución será menos contaminante a corto y mediano plazo. En la generación de energía serán utilizados con mayor frecuencia, los ríos y, en general, las fuentes de agua; aumentará la obtenida por medio del viento y del sol; y cada vez más geotérmica. De igual manera, aumentarán los índices de extracción de gas natural nacional y disminuirá la importación.

El beneficio económico nacional se reflejará en la medida en que no dependamos de compras estratégicas de elementos extranjeros.

En cambio, debemos tomar en cuenta lo ya hecho en nuestras universidades. Existen investigaciones y propuestas desarrolladas en diversos centros de estudios, como en el Cicese (Centro de Investigación y de Educación Superior de Ensenada, Baja California), así como en el Campus Morelos, de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y en el Centro de Ciencias de Materiales, de la misma institución. Estas Ciencias de Materiales permiten la formación de aceros especiales, superaleaciones y, en general, materiales adecuados de sustancias muy resistentes necesarias en la geotermia y otros medios.

Las instituciones antes mencionadas, realizaron (cada quien por su lado), un estudio, en la Depresión de Wagner, a 2 mil 600 metros de profundidad, donde se encontraron chorros de agua a 350 grados Celsius.

La Comisión Federal de Electricidad (CFE) desarrolló hace tiempo, el campo más importante que fue el Cerro Prieto. Después, ya frenado el conjunto de plantas, se siguen los estudios en institutos y similares, con nuevos descubrimientos.

Ya se están poniendo en marcha algunas de las plantas anteriores. Y se espera que vuelvan a operar. Es importante aprovechar la conciencia y experiencia, como profesionales del gremio, tanto de la CFE, como de otras instituciones, también de larga experiencia institucional.

Es importante que la CFE y las instituciones que están trabajando para las ramas mencionadas, las aplicaciones, el gas natural y la geotermia y sus ramas mencionadas se desarrollen conjuntamente y salgan adelante.

antonio.gershenson@gmail.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here