Necesario contar con ciudades incluyentes, seguras y sostenibles: CEDHBC

En diciembre de 2013, la Asamblea General de la ONU designó el 31 de octubre como el Día Mundial de las Ciudades a partir de 2014

0
158

Tijuana-BC {CEDHBC}


En el marco del Día Mundial de las Ciudades, la Comisión Estatal de los Derechos Humanos de Baja California (CEDHBC) hizo hincapié en la necesidad de que se respete y garantice el derecho a la ciudad que tienen todas las personas de vivir en ciudades justas, inclusivas y sostenibles.

“El derecho a la ciudad es el que tienen las y los habitantes presentes y futuros para ocupar, usar y producir ciudades justas, inclusivas y sostenibles, que se define como un bien común esencial para la calidad de vida”, manifestó la Presidenta de la CEDHBC, Melba Adriana Olvera Rodríguez.

 La Ombudsperson de Baja California mencionó que uno de los principios de la Carta Mundial por el Derecho a la Ciudad es el ejercicio pleno de la ciudadanía, el cual indica que todas las ciudades deben ser un ámbito de realización de todos los derechos humanos y libertades fundamentales, asegurando la dignidad y el bienestar colectivo de todas las personas, en condiciones de igualdad, equidad y justicia, así como el pleno respeto a la producción social del hábitat.

Una ciudad como un bien común debe tener los siguientes componentes: Una ciudad libre de discriminación, una ciudadanía inclusiva, con la mayor participación política, una ciudad cumplimiento de sus funciones sociales, con espacios públicos de calidad, con igualdad de género, con diversidad cultural, con economías inclusivas y una ciudad como un sistema del asentamiento y ecosistema común que respete el vínculo del campo con la ciudad, refirió.

 Además, la Ombudsperson de Baja California subrayó que Los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), conocidos como la Agenda 2030, en su Meta Número 11, formula la necesidad de crear ciudades y asentamientos humanos incluyentes, seguros, resilientes y sostenibles.

 Olvera Rodríguez señaló que, según estimaciones de la ONU, la mitad de la humanidad, es decir, alrededor de 3 mil 500 millones de personas, viven actualmente en ciudades, y esta cifra seguirá en aumento; por tal motivo, las soluciones a algunos de los principales problemas a que nos enfrentamos, como la pobreza, el cambio climático, la asistencia sanitaria y la educación, deben encontrarse en la vida de la ciudad.

 Apuntó que entre los retos más urgentes a los que se enfrentan las ciudades se enlistan: la desigualdad; la plena inclusión de las personas con discapacidad; los altos niveles de consumo de energía y de contaminación; la vulnerabilidad al cambio climático y a los desastres naturales debido; así como la alta concentración de personas; por lo que reforzar la resiliencia urbana es crucial para evitar pérdidas humanas, sociales y económicas.

 Considerando este escenario, la Presidenta de la CEDHBC recalcó que estos problemas nos afectan a todas y a todos; la desigualdad puede provocar disturbios e inseguridad, la contaminación deteriora la salud de todos y afecta a la productividad de los trabajadores y por tanto a la economía, y los desastres naturales pueden alterar el estilo de vida general.

 La Ombudsperson hizo un llamado a las y los ciudadanos a participar de manera activa en temas como la gobernanza y la gestión de la ciudad; desarrollar una visión de futuro para las zonas habitacionales; así como poner sobre la mesa aspectos como la suficiencia de las fuentes laborales, el acceso a la asistencia sanitaria, la accesibilidad de las escuelas, la seguridad pública, el transporte, la calidad del aire y los espacios públicos. 

Olvera Rodríguez destacó que la CEDHBC participó en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Vivienda y Desarrollo Urbano Sostenible, HABITAT III.

 Para finalizar, Melba Adriana Olvera Rodríguez señaló que todos y todas desde nuestros contextos y realidades, podemos sumar esfuerzos para luchar por erradicar la pobreza extrema, la desigualdad y la injusticia, y al mismo tiempo proteger al planeta, poniendo en marcha soluciones al cambio climático; “Si bien aún queda un largo camino por recorrer, confiamos en que con la cooperación de todos los países y de todas las personas, lograremos vivir de manera sustentable, en un mundo más justo, donde se ponga como prioridad el respeto a la dignidad humana y la preservación de la naturaleza”.

 Cabe mencionar que en diciembre de 2013, la Asamblea General de la ONU designó el 31 de octubre como el Día Mundial de las Ciudades a partir de 2014, con la finalidad de reconocer la importancia de los servicios urbanos básicos como base para el desarrollo social y económico general.

Deja un comentario