Tijuana-BC / Léxica


En el estado el municipio de Tijuana es el que concentra mayor índice de discriminación, según los resultados de la encuesta que la casa encuestadora IMERK Opinion & Market Intelligence realizó para identificar el índice de discriminación que existe en la entidad, los tipos de discriminación y su impacto en las victimas.

Manuel Lugo Gómez, director de la casa encuestadora, señaló que de acuerdo a la opinión ciudadana, queda claro que Baja California es un estado en donde aún hay mucho por hacer en materia de igualdad, tolerancia y respeto,  existiendo un alto índice de discriminación en cuanto a nivel socioeconómico (85.5%), apariencia física (84.5%), discapacidad física/mental (83.7%), orientación/preferencia sexual (74.7%), raza/etnia (70.8%), tatuaje/piercing (69.5%) y religión (52.8%), siendo importante resaltar que Tijuana concentra los mayores índices de discriminación con relación a cada uno de los aspectos antes vistos.

De ellos, agregó, los ciudadanos consideran que la discriminación es más frecuente con quienes tienen una discapacidad física/mental (23.7%) y por apariencia física (21.7%), seguidos por la orientación sexual (14.5%). Con relación a la discapacidad su índice es mayor en Tijuana (28.3%), la apariencia física en Mexicali (32.5%) y la preferencia sexual en Ensenada (16.7%), cabe resaltar que el rechazo por la raza o etnia es mayor en Tijuana (15%).

Mencionó que en este momento el 15.2% de los habitantes de Baja California han sido víctimas de algún tipo de discriminación, lo cual representa poco más de medio millón de personas, siendo mayor en Mexicali (16.7%), así como en las personas que tienen de 26-35 años (16.3%).

El principal tipo de discriminación que han sufrido es por su apariencia física (39.6%), seguido por una discapacidad física/mental (20.9%), el nivel socioeconómico (14.3%) y por la religión profesada (14.3%), en menor índice se encuentran quienes han sido víctimas por su preferencia sexual (4.4%), raza o etnia (3.3%) o tener un tatuaje/piercing (3.3%). Se identificó que la apariencia física como causa es mayor en Tecate (57.9%), una discapacidad en Mexicali (30%), el nivel socioeconómico en Ensenada (22.2%), la religión en Tijuana (20%), por preferencia sexual en Mexicali (10%) y debido a la raza o etnia en Rosarito (10.5%).

Cabe señalar, añadió, que las víctimas de estos actos fueron discriminados principalmente en la vía pública (41.8%), así como en la escuela (16.5%), reunión con amigos (12.1%), en un establecimiento comercial (8.8%), el trabajo (8.8%), hogar (8.8%) y en una dependencia pública (3.3%). Siendo importante resaltar que el 49.5% afirma que la discriminación sufrida sí le afectó de alguna manera, teniendo un mayor impacto negativo en las mujeres (51.6%) y en las personas de 36-45 años (61.1%).

Lugo Gómez, destacó que en porcentaje similar al visto en las víctimas, el 15.7% de los habitantes de Baja California acepta haber discriminado a una persona en por lo menos una ocasión, índice que sube en Rosarito (22.5%), así como en los hombres (20.9%) y los jóvenes de 18-25 años (23.5%), llamando la atención conocer que esto se incrementa en quienes también fueron víctimas de un acto de discriminación (22%). La principal razón por la que discriminaron a alguien fue por su apariencia física (48.9%), por tener tatuajes/piercing (17%), por su preferencia sexual (10.6%) y el nivel socioeconómico (10.6%), entre otros.

Para terminar, dijo que se identificó que el 76.8% estaría a favor de que en Baja California se considere como delito cualquier tipo de discriminación que afecte la integridad física y emocional de la víctima, posicionamiento que aumenta en Tecate (81.7%), Tijuana (80%) y Ensenada (80%), así como en las mujeres (77.3%) y las personas de 26-35 años (82.6%) / 36-45 años (82.2%).

Deja un comentario