1. El autor es Director General de la asociación civil Generación PRIISMA (Proyecto para la Inclusión de Invidentes de la Sociedad Mexicana)
  2. Derechos de las personas con discapacidad.  Derechos…  ¿humanos?

Tijuana-BC // Agosto 6 de 2014 // José Manuel García Arreola

Jose Manuel Garcia Arreola
Jose Manuel Garcia Arreola

“Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y derechos y, dotados como están de razón y conciencia, deben comportarse fraternalmente los unos con los otros”. Tomado del artículo primero de la Declaración Universal de los Derechos Humanos.

Vivimos en un mundo plagado de declaraciones, documentos, constituciones, leyes y reglamentos que garantizan nuestros derechos como habitantes de este planeta. Contrastantemente vivimos en un mundo, donde a la vez,  los derechos más fundamentales de los más desprotegidos son vulnerados  de manera sistemática. Muchas de las veces por ignorancia y otras tantas con conocimiento de causa. Muchas veces por las autoridades encargadas de salvaguardarlas y otras tantas por  la sociedad en general.

Hemos creado leyes por docenas que de manera piramidal cada día se alejan más de él que dicen proteger. Hemos creado instituciones y más instituciones con presupuestos oficiales, esto es con el dinero de nosotros, todos los ciudadanos. Instituciones que deberían servirnos y otras  para vigilarlas, luego otras para fiscalizar a ambas para terminar por crear unas más para protegernos a todos de las instituciones antes mencionadas.

Los derechos humanos son para todos, sin embargo nos vemos en la necesidad de crear convenciones que garanticen los derechos, en especial de las personas con discapacidad. ¿Qué quiere decir esto? Esto solo quiere decir que en cierta manera nunca consideraron que personas con discapacidad estábamos incluidos en la declaración universal de los derechos humanos y en nuestra constitución política de los estados unidos mexicanos. La declaración con la que empieza este artículo dice claramente: “Todos los seres humanos”. ¿Personas con discapacidad no entran ahí? Nuestra constitución dice en su Artículo 1o. En los Estados Unidos Mexicanos “todas las personas” gozarán de los derechos humanos reconocidos en esta Constitución y en los tratados internacionales de los que el Estado Mexicano sea parte, así como de las garantías para su protección, cuyo ejercicio no podrá restringirse ni suspenderse, salvo en los casos y bajo las condiciones que esta Constitución establece.

priismaEn ambos documentos nos encontramos con la palabra “Todos”. Mi punto es, si mis derechos ya estaban garantizados ¿porque se tuvieron que crear leyes para reconocérmelos? Muy fácil la respuesta, No los habían reconocido.

Hemos creado una Procuraduría de los Derechos Humanos para que nos proteja contra las injusticias de las instituciones que antes habíamos creado para que hicieran lo mismo, Protegernos. ¡Vaya necesidad la nuestra de crear! Sin embargo nos acostumbramos a ver a esta procuraduría tan solo como quien defiende a particulares contra actos de gobierno. ¿Y que hay con los derechos de todos?

¿Qué pasaría si lo hiciéramos al revés? Esto es partir del derecho de todos para que pueda llegar a los particulares por simple inercia. Los derechos de las personas con discapacidad no solo se vulneran cuando de manera individual son maltratados por alguna autoridad. Se vulneran cuando hablamos del derecho al libre tránsito, se vulneran cuando hablamos del derecho a la educación, del derecho a la salud, del derecho a una vida digna, del derecho al empleo y eso no es de manera particular, eso déjenme decirles, es general. Cada calle intransitable o con obstáculos es una vulneración a nuestros derechos, cada edificio público inaccesible para todos es una vulneración, cada escuela sin maestros preparados para enseñar a todos es una vulneración. Cada institución de salud que no cuenta con los medicamentos necesarios para personas con discapacidad en su cuadro básico y no cuenta con los especialistas al momento de requerirlos vulnera nuestros derechos. Podría escribir cientos de hojas enumerando la falta y vulneración de derechos a las personas con discapacidad mas no es el motivo de este artículo.

Todos, como lo dice el artículo 1ro. “Nacemos libres e iguales en dignidad y derechos” y esto no es algo que nos han regalado nuestros gobiernos, este documento es solo el reconocimiento de lo que todos como humanos sabemos, pero, si según yo todos lo sabemos ¿Para qué necesitamos sostener tanta institución? ¿No sería más fácil acatar a lo que nuestra naturaleza de seres humanos nos dice?

Derechos humanos debía exigir nuestros derechos de manera general. O ¿solo se es humano de manera particular? ¿Y de manera general no? Hasta ahora no escucho una queja por la falta de accesibilidad en nuestro país o por la falta de inclusión educativa pero a manera general.

¿Tendremos que crear una procuraduría que se encargue de hacer que derechos humanos luche por los derechos de todos? O ¿lo conseguiremos con una comisión? De manera general, ¿no somos…humanos?

Las personas con discapacidad entramos dentro del concepto “Todos”, descrito en las leyes. De nosotros depende incluirnos dentro de ese “TODOS” del que hablan nuestras leyes, no esperar más a ser incluidos. Hagamos que nuestros derechos en verdad sean…Humanos.

“En el reconocimiento de los derechos de los demás radica la aceptación de mis propios derechos”.- José Manuel García Arreola.

Deja un comentario