Detienen policías municipales a locutora de manera arbitraria en Guaymas

ARTICLE 19 ha documentado que las privaciones de la libertad aumentaron 2.5 veces en el sexenio actual con respecto al previo

0
106

El día 5 de julio de 2018, la locutora del medio digital Red 93.3 Guaymas, Karla Montaño, fue detenida arbitrariamente por elementos de la policía municipal de Guaymas, Sonora, mientras realizaba una transmisión en vivo desde la zona donde se encontraban dos hombres que habían sido atacados por un comando armado.

De acuerdo con la locutora, cuando llegó al lugar de los hechos y empezó a transmitir en vivo se percató que había un hombre herido a quien ninguno de los elementos de la policía municipal o estatal que se encontraban en el lugar le estaban brindando auxilio, por lo cual, ella les señaló que la persona necesitaba ayuda, que por lo menos lo inmovilizaran; sin embargo, seguían sin prestarle auxilio, hasta que llegó una ambulancia.

“Se notaba que los policías no querían que realizara la transmisión en vivo de lo que estaba ocurriendo ahí porque había errores en la delimitación de la escena del crimen, sin embargo, cada vez que me indicaban con gritos que me hiciera para atrás, yo acataba la orden pero les decía que no había necesidad de gritar, que podían pedirlo de una manera más respetuosa”, menciona Karla Montaño a ARTICLE 19.

En los últimos minutos de la transmisión en vivo que realizó Karla, se logra escuchar un diálogo respetuoso entre ella y un elemento de la policía municipal quien se le acerca para pedirle que moviera el vehículo de su empresa, ya que iban a ampliar el perímetro de delimitación de la escena del crimen. Ante esta solicitud, se escucha que ella responde que sí, pero que las llaves las traía un compañero y que sería él quien movería el carro, pidiéndole autorización al policía para poder salir por la parte de atrás del área delimitada, respondiéndole el elemento de manera afirmativa, indicándole incluso por donde podía salir.

Inmediatamente se escucha otro diálogo en donde una voz femenina le dice a Karla que deje de grabar, a lo que responde que sí, pero que no la tocara. En ese instante se escucha una voz masculina que dice: “detenla, detenla”, preguntado ella en repetidas ocasiones: “pero, ¿por qué?”, interrumpiéndose la transmisión. De acuerdo con Karla, fue en ese momento que los elementos de la policía municipal le quitan el celular, la esposan y la suben a una patrulla para trasladarla al Juzgado Calificador en donde le impusieron una multa por la cantidad de cinco mil seiscientos pesos por obstrucción del desempeño de la labor de policía y negación de cumplir una orden de autoridad municipal.

En México existe un contexto adverso para el pleno ejercicio de la libertad de expresión, encontrando varios obstáculos y restricciones, entre los que se encuentran la respuesta de las autoridades mediante el uso excesivo de la fuerza, detenciones arbitrarias, tortura, ejecuciones arbitrarias, así como la criminalización con la utilización del sistema penal para iniciar procedimientos a partir de delitos ambiguos o falsificación de pruebas, entre otros.

ARTICLE 19 ha documentado que las privaciones de la libertad aumentaron 2.5 veces en el sexenio actual con respecto al previo: el promedio anual pasó de 17 en los últimos cuatro años del sexenio de Calderón a 44 en el sexenio de Peña Nieto. En el caso de las mujeres periodistas, durante el sexenio pasado fueron agredidas en promedio 32 mujeres periodistas por año, siendo 192 en esos seis años, mientras que en el sexenio actual se agrede a un promedio de 86.7 comunicadoras anualmente.

En virtud de lo anterior, ARTICLE 19 exhorta a las autoridades estatales y municipales de Guaymas, Sonora, a realizar todo tipo de medidas que tiendan a garantizar el ejercicio de la labor periodística en este municipio, de tal forma que se puedan evitar agresiones hacia quienes se dedican a esta labor, particularmente para evitar abusos por parte de los elementos de seguridad pública.

Finalmente, ARTICLE 19 hace un llamado a la Fiscalía Especial para la Atención de Delitos cometidos contra la Libertad de Expresión (FEADLE) a iniciar una investigación exhaustiva de los hechos aquí narrados así como a la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Sonora para dar seguimiento a la queja iniciada por Karla Montaño en virtud de las probables violaciones a los derechos humanos cometidas por funcionarios públicos pertenecientes a la policía municipal de Guaymas y otorgar las medidas cautelares pertinentes para salvaguardar su vida e integridad personal y la de su familia, así como aquellas que le permitan el libre ejercicio de la labor periodística.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here