Asesinan a la periodista afgana Mina Mengal

Fomentaba educación en niñas y acceso al trabajo

0
45

La policía afgana investiga el asesinato de la conocida periodista y defensora de derechos de las mujeres en Afganistán, Mina Mengal. La mujer, de 27 años, fue asesinada el sábado 11 de mayo ( a las 7:20 de la mañana, cuando se dirigía a tomar un transporte hacia su trabajo en la comisión de asuntos culturales del Parlamento afgano. Fue entonces que dos hombres pasaron en motocicleta y le dispararon en el pecho.

El hecho causó indignación porque Mingal era una feminista reconocida en todo el país. El jefe de gobierno, Abdullah Abdullah, se comprometió a “atrapar los responsables”. Mingal había trabajado como productora y presentadora para televisoras destacadas del país. Recientemente, dejó el periodismo para trabajar como asesora en el parlamento. Fue una usuaria muy activa de redes sociales, fomentando la educación de las niñas y el trabajo de las mujeres. Apenas unos días antes había denunciado en su cuenta de Facebook que recibió amenazas de muerte. En su última publicación, expresó su rabia en contra de aquellos que “amenazan con suprimir o matar mujeres”.

Con su perfil de mujer trabajadora, Mingal se encontraba en alto riesgo. Durante el régimen de los Talibán, entre 1996 y 2001, los islamistas prohibieron a las mujeres trabajar fuera de casa y les exigieron salir a la calle en compañía de un familiar hombre. Desde la guerra contra los talibanes, eso cambió, pero los avances logrados en los últimos 17 años están en peligro. Como el país no ha llegado a una paz duradera, los Estados Unidos están negociando con los talibanes, todavía poderosos. Defensoras de Derechos Humanos temen que un acuerdo de paz con los islamistas podría significar un retroceso para las mujeres.

Por el otro lado, hay indicios que apuntan a que los asesinos podrían provenir de la familia del ex esposo de Mingal. La defensora había publicado en 2017 que su matrimonio fue forzado. Sólo hace poco logró divorciarse. Según explicó a la BBC Jamshid Rasooli, un portavoz de la Fiscalía, al momento de la separación la familia de Mangal había presentado una denuncia por violencia familiar en contra del marido, pero el caso había sido desestimado por un tribunal.

La BBC también logró hablar con el padre de Mangal, quien denunció: “He perdido una hija inteligente y activa debido a una disputa familiar. Le pregunto al gobierno por qué no pudo proteger a mi hija trabajadora y por qué la he perdido. Les urjo a que protejan a mis otras hijas y a otras mujeres que como ellas salen de su hogar y sirven a nuestra sociedad.”

Con un elevado número de matrimonios forzados y asesinatos “de honor”, Afganistán se ubica entre los peores lugares en los ranking internacionales de igualdad de género. De acuerdo con cifras de la ONU, 51 por ciento de mujeres afganas sufren violencia física o sexual en algún momento de su vida por parte de su pareja, mientras que 46 por ciento de las mujeres han experimentado esos tipos de violencia en los últimos 12 meses.

Amigas y colegas de Mingal, tanto como defensoras, exigieron se esclarezca el crimen y que se proteja a las mujeres del país. Un diputado del parlamento, Shafuga Noorzai, tuiteó sobre los ataques a mujeres en las calles de Kabul: “Farkhunda fue quemada hasta morir, BabyMahsa fue secuestrada, violada y asesinada, la nariz de BibiAyesha fue cortada, las mujeres fueron apedreadas y hoy Mina Mangal recibió 9 disparos. Todos estos delitos tuvieron lugar principalmente durante el día y principalmente en la zona verde de la capital.”

Mientras tanto, la periodista de TV, Zalma Kharooti, escribió: “Que en paz descanses Mina Mangal. No es la primera y no sería la última pérdida (desafortunadamente)! Protección seria a periodistas mujeres! Es lo que necesitamos.”

19/SG/LGL

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here